martes, 10 de septiembre de 2013

La deuda pública se come el esfuerzo de familias y empresas.



Una alta tasa de paro, los impuestos suben, el crédito no fluye, la pobreza crece, sigue el desplome de la vivienda, no se recuperará el dinero del rescate a las cajas (no a los bancos los “malvados” BBVA, SANTANDER Y LA CAIXA entre otros), suben las tasas etc. Esto es lo que estamos acostumbrados a leer, a sufrir, a padecer, a soportar la sociedad civil y por supuesto unos más que otros, pero en definitiva es la losa que tenemos, además de otras cosas que no se quiere ver como la insostenibilidad de lo que se conoce como estado del bien tal como lo conocemos hoy.

Otra gran reforma debe de ser el estado los 17 reinos de taifas y los 8000 subreinos de taifas, es decir, CCAA y ayuntamientos.

A pesar de todo esto y aunque parezca imposible, las familias han reducido su deuda financiera un 4,7% en un año, exactamente en julio de 2012 las familias debían 847.405 millones dejando su deuda en julio de 2013 en 807.466 millones de euros, las familias deben 39.939 millones menos, es un hecho que demuestra el gran esfuerzo que hacen las familias, cabe destacar que las 3/4 partes de la deuda son préstamos hipotecarios.
Como se puede ver las empresas también han reducido su deuda, aunque los costes de financiación han aumentado (se van a reducir algo) se ha producido un ajuste de costes y aunque suene mal (llevo años parado) la reforma laboral ha servido para ajustar también el coste laboral, lo malo la subida de impuestos.

Ahora bien, todo este esfuerzo y lo siento pero es así de claro, no sirve para deber menos dinero debido a que el estado debe cada vez más dinero, cuando oigas hablar de que el estado debe más dinero es el dinero que va a pagar el ciudadano con sus impuestos, es una deuda impuesta.  

Veamos los números de lo acontecido y mostrado en el gráfico, se ve claramente como la suma de las deudas se come el esfuerzo hecho por los ciudadanos y empresas.



Recuerdo el principio de la crisis, negada y ocultada, negación y ocultación unida a unas medidas que han empeorado más la situación, empezó siendo entre otras cosas, una crisis de deuda privada para ser después de ambas, la deuda pública es peligrosa al ser para los mercados prioritaria ante la privada lo que hace disminuir el crédito y encarecerla, estando los tipos de interés del banco central europeo a mínimos históricos no es bueno para nada pensar ahora en una política monetaria expansiva. O se empieza hacer el esfuerzo conjunto para controlar más la deuda pública o el problema irá aumentando, la idea de no pagar la deuda es una locura, además de que la hucha de las pensiones está invertida en deuda de España, el impago supondría el colapso de la economía y el cierre de los mercados, el autoabastecimiento y empobrecimiento serian los pilares durante años. A día de hoy aunque suene a neoliberal, capitalista o especulativo, un gran problema para todos es la deuda, y aun mucho mas por cuanto menso dinero tengas. La deuda del estado es una deuda impuesto puesto que a través de impuestos presentes y futuros se pagará la deuda, endeudarse habiendo despilfarro es echar sal en la herida que sigue sangrando.